Gracias a las redes, hombre que fue secuestrado se reencontró 30 años después con su familia


Hace 30 años, cuando Li Jingwei tenía cuatro años, un vecino lo secuestró de su pueblo natal en la provincia china de Yunnan y lo vendió a una red de tráfico de niños.


Ahora se ha reunido con su madre después de conseguir dibujar un mapa de su pueblo natal a partir de sus recuerdos de hace tres décadas y compartirlo en una popular aplicación china de videos con la esperanza de que alguien pudiera identificarlo.


“Soy un niño que está buscando su hogar”, decía Li en el video. Incapaz de recordar el nombre de su aldea o su dirección, el recuerdo y la reconstrucción de Li de las características clave de la aldea, incluida una escuela, un bosque de bambú y un estanque, resultaron cruciales.


Compartido en Douyin, conocido fuera de China como TikTok, el 24 de diciembre, la policía comparó el mapa con un pueblo de Yunnan donde había una mujer cuyo hijo había desaparecido.


Ese hijo fue identificado como Li a través de pruebas de ADN, lo que llevó a un emotivo reencuentro el sábado. Las imágenes de video mostraron a Li quitándose cuidadosamente la máscara de su madre para examinar su rostro antes de romper a llorar y abrazarla.


“33 años de espera, innumerables noches de anhelo y, finalmente, un mapa dibujado a mano de la memoria, este es el momento de la liberación perfecta después de 13 días”, escribió Li en su perfil de Douyin antes de la reunión. “Gracias a todos los que me ayudaron a reunirme con mi familia”.


Secuestrado en 1989, Li fue vendido a una familia en Lankao, a más de 1.600 kilómetros de distancia. Los secuestros de niños son comunes en China y probablemente se llevaron a Li porque la familia quería un niño. Li dijo que se sintió inspirado a buscar a su familia biológica después de ver historias de alto perfil en los medios que describían otros dos casos de secuestro que terminaron en reuniones.



2 visualizaciones0 comentarios