Puro chile en Texas.

Después del empate 2 a 2 en el amistoso entre el tricolor y Chile, vimos las nuevas propuestas que ambos equipos traen, mucha juventud y experimentos en ambas alineaciones, por parte de los mexicanos, se vieron caras nuevas. Para comenzar, bajo los tres palos vimos a Carlos Acevedo, el cuál fue una sorpresa y defendió el arco como todo un guerrero Lagunero.

Otras sorpresas fueron Santiago Giménez, hijo de la leyenda “Chaco” Giménez quien nos sorprendió con esa garra en la delantera y marcando el primer tanto del encuentro, de igual forma Marcelo Flores, la promesa mexicana que milita en el Arsenal de la Premier League, el cual mostró toda la calidad y la velocidad que tiene, sin duda un referente a futuro en la selección.

Otra de las sorpresas de la noche fue el defensa azulcrema Jordan Silva, el cuál mostró su poderío en la defensa y se estrenó con un golazo de cabeza haciendo conexión águila con Sebastián Córdova quien realizó la asistencia para el segundo tanto del tricolor.

A pesar de algunos errores de ambos equipos que tuvieron mucho qué ver para marcar goles de ambos equipos, vimos nuevas propuestas por parte de ambos técnicos, así como algunos jóvenes mostraron condiciones para permanecer en el equipo titular, esperemos ver equipos sólidos en un futuro.

Nota: Axel Quintana

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo